Factores climáticos afectan el café colombiano

Como resultado del aumento en las temperaturas y lluvias más intensas e impredecibles, fenómenos que muchos científicos acreditan, en parte, al calentamiento global, han hecho que los rendimientos del café hayan caído, como ha sucedido en algunas regiones colombianas. Esto debido a que las plantas de café requieren una adecuada combinación entre temperatura, precipitaciones y períodos de sequía para que el grano madure adecuadamente y mantenga su sabor.

Las temperaturas medias en las regiones cafetaleras de Colombia han aumentado casi un grado en 30 años, en algunas zonas montañosas el incremento ha sido del doble, y la lluvia en esta área fue de más de 25 por ciento por encima del promedio en los últimos años, según el Centro Nacional de Investigación de Café en Colombia. Estos aumentos en las temperaturas afectan el crecimiento y aumentan las plagas y enfermedades en las plantas.

Estos factores han dado como resultado disminuciones en la producción de café arábica de alta calidad colombiano, que es el segundo proveedor a nivel mundial del grano, cuyo efecto se ha sentido en Nueva York y los cafés de Paris, donde los proveedores temen que la oferta de café arábica colombiana no se pueda recuperar.

La Federación Nacional de Cafetaleros de Colombia dice que los precios altos de los fertilizantes también han disminuido los rendimientos. 

Fuente: www.nytimes.com Fecha: 09-03-2011

Implicaciones para Costa Rica

La disminución que ha tenido la producción de café arábica colombiano y los efectos que las condiciones climáticas han tenido sobre la calidad y  rendimientos del grano en este país, podrían presentar una oportunidad para los productores costarricenses de este importante producto, sobre todo bajo el contexto actual de un incremento en los precios del café y un aumento en la demanda de algunas importantes economías emergentes como India, China y Brasil, donde las clases medias están desarrollando cada vez más el hábito de consumir café.

Por lo tanto, los exportadores de café costarricenses deberán mantenerse al tanto de los desabastecimientos que se generen por parte de importantes proveedores u oportunidades por aumentos en las demandas en algunos países, principalmente en aquellos donde se demande un café de alta calidad (por ejemplo Estados Unidos y Francia, destinos en los cuales se compite con el café colombiano) como el producido en nuestro país, del cual se tiene hoy en día una oferta internacional importante, en 2010 se exportaron US$259 millones, y además se cuenta con una participación importante en el mercado estadounidense y de la Unión Europea que garantizan la calidad del producto costarricense. Además de esto, se llega a destinos como Japón, Corea del Sur, Israel y Marruecos que favorece la diversificación de destinos e indica la capacidad que se tiene para llegar a destinos a cualquier parte del mundo.


test